La diferencia entre tristeza y depresión postparto

La diferencia entre tristeza y depresión postparto

La diferencia entre tristeza y depresión postparto
El embarazo supone que la mamá pase nueve meses inmersa en un carrusel de emociones y cambios hormonales que culminan en el momento del nacimiento. A partir de entonces, suele producirse un “bajón” emocional que está vinculado en gran parte al cansancio, la falta de sueño y los nervios que supone traer al mundo una nueva vida.
 
Tristeza postparto
Este estado de ánimo se denomina tristeza postparto y es totalmente normal. Se inicia a los pocos días del nacimiento y suele durar entre dos y tres semanas. Los síntomas son fácilmente reconocibles: cambios de humor bruscos, irritabilidad, pérdida del apetito, insomnio, dificultad para concentrarse, falta de energía y ansiedad. En ocasiones incluso pueden surgir ideas obsesivas como por ejemplo “no soy una buena madre porque el nacimiento de mi hijo no me hace feliz”. Estos pensamientos son la traducción mental de un estado de ánimo decaído en el que influyen poderosamente las hormonas.
Afortunadamente, la tristeza posparto se suele superar por sí sola con un poco reposo, paciencia y apoyo por parte del entorno familiar. A las pocas semanas las emociones se atenúan, las hormonas se estabilizan y la mayoría de mamás se recuperan sin novedad.

Depresión postparto
Sin embargo, cuando el “bajón” emocional se prolonga durante más de un mes podemos empezar a hablar de depresión postparto. Afecta aproximadamente a una de cada diez mamás y se caracteriza por la persistencia y el agravamiento de los síntomas anteriores. Esto suele provocar que la mamá se vea postrada en un estado de ánimo negativo que le dificulta o incluso impide atender a su bebé. Lo cual no hace más que empeorar los síntomas con una mayor culpabilización respecto a su hijo.
De no detenerse esta espiral, puede conducir incluso a ideas agresivas o suicidas. Así que es necesario que el entorno de la mamá esté atento a su estado de ánimo y busque ayuda especializada en caso de cualquier sospecha de que pueda sufrir una depresión.
Afortunadamente, la mayoría de las mamás que sufren depresión postparto la superan en unos seis meses con apoyo terapéutico y vuelven a recuperar la ilusión por su bebé.

¿Has sufrido tristeza o depresión postparto? ¿Cómo la superaste?
Image: Stuart Miles / FreeDigitalPhotos.net
Fuente: Bebitus

1 comentario:

  1. si sufri depresion postparto porque me vi muy sola y la bajada de hormonas es bestial incluso llegue a pensar en tirarme por la ventana, no se lo deseo ni a mi peor enemigo, ¿como la supere? pues pensando solo en el bienestar de mi hijo, pensando que seria de el sin su madre, las hormonas volvieron a su ser y yo volvi a ser la de antes, por suerte

    ResponderEliminar

Páginas vistas en total